Bienvenidos al desierto de lo real

El Amado Líder ha tenido a bien conceder una entrevista en inglés a Cronnection. Decimos “en inglés” por decir algo, porque la entrevista contiene perlas como “the vital of Ugarte”, “When someone comes to the Indies and spends some time forming”, “it’s like when you just wean” (literalmente, “es justo como cuando destetas”), etc.

En la Gran Cábala Secreta de la Indiano Watch nos sospechamos que el Pequeño Timonel no ha debido de quedar muy contento con su nivel de inglés en la entrevista, porque no la ha mencionado en la Posta de Tartessos (donde publica hasta cada vez que va a cagar) y encima han sacado una serie de posts y enlaces diciendo lo horrible y malvada que es la lengua inglesa. ¿Sabían ustedes que el inglés NO es la lengua más hablada del mundo? ¿Y que el inglés no sirve para la enseñanza universitaria? Pues sí. Y todo porque el Pequeño Timonel no es capaz de conjugar en un idioma que básicamente distingue sólo dos terminaciones verbales en el presente (e.g. make-makes, do-does, hit-hits). Muy Romanes eunt domus todo.

En fin. Aparte de esto y de una gloriosa foto en la que el Amado Líder parece el sobrino gordito de Nosferatu (por Dios, ¿es que no había otra?), la entrevista es interesante porque ofrece una visión bastante clara del nivel de dominio que tienen los tartesios de la tecnología.

(Traducción tentativa nuestra).

Entiendo que estas cooperativas se basan en el uso de Internet.

Sí, pero el aspecto tecnológico es instrumental. El tiempo del rol de la tecnología ha pasado. Es como cuando simplemente destetas [SIC]. Tu primera olla exprés es un momento genial y empiezas a cocinarlo todo con ella. No cocinas tanto para ti, sino para sacarle el máximo partido a tu nueva compra. Pero un día te apetece hacer un gazpacho y la olla no funciona bien y empiezas a pensar menos en términos de tecnología (la olla) y más dependiendo de necesidades. Lo importante es estar cerca del problema que quieres resolver, porque muchas de las veces que se da una solución desde lo tecnológico, acaba siendo incorrecta. Por tanto percibimos la tecnología como una herramienta, nuestro enfoque no tiene que ser tecnológico sino real.

Qué curioso que esto venga de la gente que tanto insistió con el potencial empoderador de la tecnología:  INTERNET NOS HARÁ LIBRES, LOS BLOGS NOS HARÁN LIBRES, LA MÁQUINA DE FABBING NOS HARÁ LIBRES… ¿Por qué ahora renuncia a ese discurso que usa la tecnología para tener impacto?

Hagamos un poco de historia (que ya saben que nos pone mucho en la IW):

  • Los tartesios vendieron un Feed the Hydra que no tenía función y que era un complemento para un mercado de blogs que ya había comenzado la cuesta abajo, y que se escaralló al poco tiempo (en Euskal Kutxa jamás lo utilizaron);
  • Vendieron Marketum mal y no supieron ejecutarlo (aunque era un proyecto para haber hecho con 4 duros, porque no era especialmente revolucionario, él lo vendió como el proyecto del millón de dólares y ese proyecto no tenía entidad para eso… y para colmo no lo supo ejecutar).
  • Desde entonces han intentado vender varias soluciones tecnológicas sin éxito (Phantomaki, Fabbing, las Letxugas Asesinas…) Todas ellas tienen en común que no ha sabido por dónde empezar a montarlas, y por supuesto todas ellas tienen en común que no encontraron un paganini.

El Pequeño Timonel dice que la tecnología es instrumental en su cooperativa. Y por supuesto que la tecnología no es más que un instrumento, genio. Pero lo que él viene a decir es “me compro una olla exprés, la uso más para justificarme que la he comprado que por nada más, y luego no me sirve ni para hacerme un gazpacho”. Y la culpa es de la olla exprés, no suya que no sabe sacarle provecho, claro.

Es como una especie de luddismo chapucero. No por odio a la tecnología en sí, sino porque no se la toman en serio/no son capaces de utilizarla correctamente, así que al final la tecnología no es importante, lo que importa es la COMUNIDAD REAL.

¿Y qué es este famoso “real”? Nada: es una forma de parecer profundo/ serio/ objetivo/ científico por caminos retóricos. Un truco que usa Gebara, que por otros caminos no puede parecer (ni ser) ni profundo, ni serio, ni objetivo ni científico.

Bienvenidos al desierto de lo real, digo, de la vida interesante.

Anuncios

5 pensamientos en “Bienvenidos al desierto de lo real

  1. Licenciado

    ¿Economista? De tecnológo ni hablamos:

    “Cuando conozco a alguien y me pregunta a qué me dedico o cuando en un formulario me preguntan mi profesión a veces tengo la tentación de definirme simplemente como economista. Bueno, pues al parecer no tengo derecho a hacerlo. El ser licenciado en “Ciencias Económicas y Empresariales” o tener el título de doctorado en Economía no es suficiente.

    ¿El motivo? No estoy colegiado. Al parecer, el “Estatuto Profesional de Economistas y Profesores y Peritos Mercantiles” no permite utilizar la denominación de Economista a los profesionales que no pertenezcan a un Colegio de Economistas. Esta restricción existe a pesar de que la colegiación no es obligatoria.”

    http://www.fedeablogs.net/economia/?p=21977

    Me gusta

    Responder
  2. Señor mayor con barba

    “Si esos malditos hijos de puta extranjeros aprendieran a vocalizar!! Yo sólo entiendo y hablo inglés de Oxford!” Ismael escuchando una charla de Ted en inglés americano de la que no entendió ni una palabra. True Story.

    La historia de cuando no fue capaz de cambiar el color de letra de su blog no la cuento porque me da la risa tecnológica…

    Me gusta

    Responder
  3. Pingback: Frapper la langue | Indiano Watch

Delibera, aunque sea banal

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s